miércoles, 4 de marzo de 2015

NO LA DEJES SOLA, PODRÍA MORIR HOY


Sonia Perozo 

Nuestro objetivo como país debería ser ¡que no haya una más!

Recibí tu llamada para informarme que ella había vuelto con su agresor. Estabas perplejo y no comprendías como ella que ha sido maltratada por tantos años ahora que tenía la oportunidad de dejar atrás tanto dolor, decide dar otra oportunidad.

Te tuve que explicar que cuando ella hace eso está respondiendo a una historia muy vieja que  se llama condicionamiento cultural, que le dice que los hombres son así, que él tuvo unos días muy difíciles y debe comprenderlo y apoyarlo, que el que no es cojo es manco y lo que le dijo su suegra "eso pasa en todos los matrimonios", "él no es el primero ni el último que lo hace"...y quizás ella venga de una historia familiar similar.

NO LA DEJES SOLA porque este comportamiento es cíclico, ella hoy cree y "quiere creer" que no habrá una próxima vez. Él comenzará a acumular rabia, frustraciones e inseguridades que va a descargar en ella y comienza el ciclo de nuevo: la ofende, la insulta, la humilla hasta que un día vuelve a levantarle la mano, para someterla o MATARLA.

NO LA DEJES SOLA que ella volverá a necesitar apoyo, unas manos que la sostengan, un oído que escuche su historia y la crea, una voz de aliento hasta que comprenda que esa no es la vida que soñó.

NO LA DEJES SOLA pero respeta su decisión hasta que ella encuentre el camino de vivir sin miedo.

NO LA DEJES SOLA y cuando te vuelva a llamar, sin juzgarla, dile que necesita ayuda terapéutica con especialistas en violencia, para volver del camino de la muerte.

Luego de concluir este escrito leí con pena e indignación el caso de la joven embarazada que fue asesinada por su padrastro. Al parecer la madre ya había puesto un par de  denuncias, ¿ven la importancia de no dejarlas solas?

O el caso de otra que luego de algunos días detenido tan pronto fue puesto en libertad, salió a buscarla para matarla y así lo hizo. ¿Ven la importancia de no dejarlas solas?


Si el protocolo fuera una realidad y  sobre todo si se aplicara, la cifra no fuera tan alta cada año.

No hay comentarios:

Publicar un comentario